Saltar al contenido
Mumati

Cómo corregir los problemas estéticos durante el embarazo

problemas esteticos durante el embarazo

Durante el embarazo algunos problemas estéticos suelen afectar a la mayoría de las mujeres, estrías y várices son los cambios físicos no deseados que con mayor frecuencia se producen durante ese estado.

¿Cómo puedo corregir los problemas estéticos del embarazo?

 

Existen en la actualidad varios tratamientos con los cuales es posible tanto corregir como prevenir muchos de estos problemas con algunos cuidados extras y tratamientos de estética puede darse solución a estas alteraciones.

Se trata de diversos tratamientos que benefician la hidratación de la piel, además de prevenir la aparición de manchas, así como evitar las estrías tanto en los senos, como en caderas, abdomen y muslos.

Los tratamientos se realizan a través de masajes de tipo circulatorio en la zona de las piernas con la aplicación de presoterapia para optimizar el retorno venoso y linfático, que se encuentra comprometido en el embarazo.

Se debe tener en cuenta que todos los cambios que ocurren durante los nueve meses tienen como base fundamental los cambios hormonales que sufren la piel, pelo, uñas, así como el sistema linfático y el circulatorio.

La mayoría de las embarazadas tienen tendencia a desarrollar estrías y éstas son el resultado de la rotura de las fibras elásticas que posee la piel cuando el volumen del cuerpo aumenta.

A pesar que la piel es un órgano sumamente elástico y puede soportar el estiramiento,  tiene un límite y cuando llega a él se rompen las capas más profundas de la piel, ocasiónando la aparición de  estrías.

 

problemas esteticos durante el embarazo

 

 

Por lo general, cuando recién aparecen las estrías tienen una tonalidad rosada, luego se tornan más rojizas y finalmente adquieren un color blanco.

Es fundamental una hidratación constante para prevenir su aparición. Existen infinidad de cremas que se han diseñado especialmente para estos casos, las cuales son de uso diario. Para intensificar el proceso pueden realizarse tratamiento de hidratación extras en institutos especializados de belleza.

En cuanto a las várices pueden aparecer junto con edemas tanto en piernas como en tobillos y siempre acompañadas de una sensación de pesadez.

Lo recomendable es realizar masajes suaves con el objetivo de mejorar la circulación sanguínea y en estos casos también ayudan unas sesiones de presoterapia que aumentará el flujo venoso.

Luego están los problemas que aparecen en la piel, como las manchas faciales que suelen hacerse notar en la segunda mitad de la gestación y tienden a desaparecer después de unos seis meses del parto.

También es común la llamada hiperpigmentación que se instala en las areolas mamarias, como en axilas, zona genital y la cara interna de los muslos y sobre todo en la línea mediana abdominal. Generalmente esto desparece una vez pasadas las primeras semanas o meses después del nacimiento del bebé.

Para las manchas puede utilizarse una crema que tenga alto grado de protección solar y los cambios de color en la piel se eliminan con un tratamiento de despigmentación que se realiza para desinhibir las enzimas generadoras de pigmentación, pero sólo puede realizarse después del parto.

No debe aplicarse tratamiento con láser porque se ha comprobado que provoca una hiperpigmentación.

En cuanto a los otros problemas que pueden surgir durante el embarazo existen tratamientos estéticos que son específicos para cada zona u órgano afectado en cada etapa del embarazo, siendo importante elegir el  que se adapte mejor a las necesidades de cada caso.

Por otro lado, se deben tomar precauciones ya que existen algunos tratamientos medico-estéticos que se encuentran contraindicados en ese estado ya que pueden afectar el embarazo, dentro de este grupo están la gimnasia estática, aplicación de aceites esenciales, ultrasonidos y las técnicas de balneario.